Primera etapa

Antes_Después
Como una primera etapa del poceso de ocupación se llevó a cabo la Pintada de la fachada de la estructura. Originalmente, la idea era pintar la casa como cualquier otra pero de esa manera se corría el riesgo de invisibilizar el problema de abadono y deterioro que se está denunciando. De manera que se optó por cubrir sólo una parte de la fachada remitiendo a la imagen de una instantánea Polaroid que muestra en su interior la posible transformación del espacio sobre lo que son las condiciones actuales de la estructura. A partir de ahí el resultado final se fue creando sobre la marcha gracias a las personas que participaron y de acuerdo a los materiales y la pintura disponible por donaciones de vecinos y amigos. El único “color” que se tuvo que comprar fue el negro. Una buena prueba de lo que quiere ser Casa Taft 169: un espacio desde el cual fomentar la participación, la colaboración y el intercambio como oportunidades para conocer, hacer y transformar.

Anuncios

Historia

noviembre de 2012

noviembre de 2012

En noviembre del año 2012 un grupo de vecinos se puso de acuerdo por primera vez para limpiar y sembrar el frente de una estructura abandonada ubicada en el núm. 169 de la Calle Taft en Santurce. La intención era prevenir que el espacio se siguiera utilizando como vertedero. En ese momento la estructura ya se encontraba totalmente tapiada porque anteriormente los vecinos habían reclamado al Municipio de San Juan atención ante el problema que les generaba que la propiedad estuviese ocupada por usuarios de drogas. Sin embargo, el efecto positivo de esta primera iniciativa no duró mucho porque a finales del verano siguiente un grupo de jóvenes irrumpieron en el lugar demoliendo el muro que limitaba el acceso al patio posterior. El malestar que esta situación provocó entre los vecinos fue tal que una vecina decidió sembrar un pequeño huerto frente a la estructura para darle vida al espacio y que los vecinos se sintieran atraídos hacia el lugar. A partir de la creación del huerto, cobró fuerza la idea de ocupar la propiedad y así un día se reunieron dos vecinos para comenzar a darle forma al proyecto. Desde ese día han seguido trabajando mano a mano y han logrado involucrar seriamente a la comunidad en esta iniciativa que es hoy Casa Taft 169.

Un pequeño huerto en la calle Taft

Tomates

Desde que hay un pequeño huerto en el 169 de la Calle Taft la vida de los vecinos de la calle y la relación entre ellos se ha transformado. La necesidad de ciudar y mantener el huerto provocó que gente que vivía muy cerca pero que no se conocía comenzara a compartir y con eso, en poco tiempo, se han establecido nuevos vínculos dentro de la comunidad. Entre las metas a corto plazo está rediseñar y ampliar el huerto junto con la creación de un espacio de composta. Aquí un link que puede resultar interesante:
http://www.vlcnews.es/secciones/valencia/articulos/el-autoconsumo-se-contagia-de-barrio-a-barrio